El Centro de Alto Rendimiento de Carpuela enfrenta problemas legales y estructurales


A tres años de su inauguración y luego de una inversión superior a los 17 millones de dólares, el Centro de Alto Rendimiento de Carpuela presenta varios problemas.

Desde el inicio algunos edificios registran fallas estructurales. Uno de ello es edificio destinado al área educativa.

Según un informe elaborado por la Coordinación General de Administración de Instalaciones Educativas en el año 2015 se destaca en una de sus partes: "Comunico la preocupación urgente de solucionar la falla estructural por asentamiento que está ocurriendo en el bloque educativo fachada posterior central del edificio, se detecta cuarteamientos de considerable magnitud en las paredes y columnas del bloque, como también existe desplazamiento en el cerramiento perimetral a la misma altura de la falla en el edificio, de las primeras conclusiones se observa que puede ser por la filtración de agua del canal de riego que pasa a tres metros del cerramiento y que se está filtrando subterráneamente por la mala compactación del suelo hasta el edificio. Se requiere ordenar oficialmente la intervención inmediata al ICO para solucionar inconvenientes mayores, verbalmente solicite se intervenga, pero esperan que se lo haga por escrito. Se recomienda la realización de un estudio de una falla geológica El espacio, desde su inauguración, no pudo ser utilizado debido a estos problemas.

Pero según el mismo documento, no es la única estructura que presenta novedades. En otra parte del informe se advierte: "se han presentado imprevistos constructivos de las obras anteriores al proyecto contractual, tales como fallas constructivas de asentamiento estructural de la pared posterior del coliseo de usos múltiples, donde se tuvo que diseñar una propuesta estructural para corregir en el menor tiempo posible los problemas de asentamientos que afectaban a las columnas y vigas inferiores y superiores de la pared posterior del coliseo, las mismas que se visualizaban en el piso y paredes del edificio".

Esta situación impide hasta el momento la entrega definitiva de la obra que fue construida por el Cuerpo de Ingenieros del Ejército.

Reclamos por la propiedad

Pero a los problemas estructurales se suman la propiedad del predio en el que está construido el Centro de Alto Rendimiento de Carpuela.

Según Darwin Bolaños, 10 hectáreas en las que se construyó el predio sería de su propiedad y de cuatro personas más. Según Bolaños, en el año 2003 adquirió el predio. Sin embargo en el año 2006 el antiguo Instituto Nacional de Desarrollo Agrario, INDA, adjudicó las tierras a la Asociación Jesún de Carmen, quien lo vendió al Municipio de Ibarra para luego ser denodado al Ministerio del Deporte para la construcción del Centro.

Los afectados impugnaron al Ministerio de Agricultura y Ganadería institución que en el 2015 reconoce la propiedad del predio a los dueños originales.

Sin embargo la resolución fue impugnada por el Ministerio de Deporte quien desconoció la acción y solicitó su archivo. Ahora los perjudicados por este hecho anuncian que interpondrán acciones legales con el objetivo de que se reconozca la ilegalidad de lo actuada por parte del Ministerio..