A finales de enero iniciará construcción de proyecto Pesillo-Imbabura


Con la presencia de más de 500 personas, la mañana de este miércoles 11 de enero de 2016, se realizó la firma del contrato para la ejecución del proyecto regional de agua potable Pesillo-Imbabura.

En el evento realizado en el Auditorio Monseñor Leonidas Proaño estuvieron presentes los alcaldes de Ibarra, Otavalo, Antonio Ante, Cayambe y Pedro Moncayo, además del Gerente General (e) del BEDE, Ing. Gonzalo Núñez, la Viceprefecta de Pichincha, Dra. Marcela Costales, el Presidente del Concejo de Juntas de Agua Potable Pesillo-Imbabura, Juan Serrano, delegados de la Agencia Francesa de Desarrollo y los beneficiados de las comunidades tanto de Pichincha como Imbabura.

El Alcalde de Ibarra, Ing. Álvaro Castillo, realizó una explicación del proyecto el cual contempla la construcción de un sistema que abastecerá las necesidades del líquido vital de los pobladores de 162 comunidades rurales y cinco centro urbanos, que comprenden las zonas altas del cantón Cayambe y las zonas nororientales de Pedro Moncayo, Otavalo, Antonio Ante y la sur-oriental de Ibarra.

El caudal de agua que alimentará Pesillo-Imbabura provendrá del proyecto de riego Cayambe-Tabacundo, a través de un túnel de trasvase por el que se canalizará hasta 700 litros por segundo.

Este proyecto cuenta con un financiamiento total de USD 47.7 millones de dólares, de los cuales el 65%, es decir, USD 31 millones, fueron entregados en calidad de asignación no reembolsable por parte del Gobierno Nacional, a través del BDE, a los 5 GAD Municipales. El 35% restante del financiamiento (USD 16.7 millones) es un crédito ordinario, cancelado a 15 años plazo por parte de las alcaldías beneficiadas.

El esquema de financiamiento estructurado por el Banco del Estado prevé que cada municipalidad aporte conforme su capacidad de endeudamiento con la institución financiera, en un rango que irá entre el 50 y 65 por ciento.

Gonzalo Núñez, Gerente General (e) del Banco de Desarrollo del Ecuador, dijo sentirse como en casa. “Es muy gratificante trabajar con autoridades que se quitan los colores políticos por el bien de su población. Gracias al Alcalde de Ibarra por estar siempre pendiente de que este proyecto se haga realidad”, acotó.

El proyecto está proyectado para 25 años. Jaime Raúl Cáceres, habitante de Ilumán, recuerda que hace más de 20 años inició con algunas personas a luchar porque este proyecto se ejecute. “Hoy estamos de fiesta, gracias a nuestras autoridades por ejecutar esta obra que nos dará agua de calidad”.

Hernán Sandoval, presidente del Gad- Parroquial de Angochagua, felicitó la labor de los cinco alcaldes que conformaron la Mancomunidad Pesillo-Imbabura y al Gobierno Nacional por dar paso a esta obra esperada por los habitantes de comunidades que por años han sido olvidadas.

La empresa constructora es Hidalgo/Hidalgo quienes presentaron la propuesta con un valor referencial de 29.546.056. Vinicio González, representante legal, señaló que la obra tendrá una duración de dos años. El 29 de enero iniciaría de forma oficial la ejecución.

En el contrato firmado con la Empresa ejecutora se indica que el 30% de la mano de obra debe ser local, beneficiando a las familias de los lugares aledaños donde se construirá la obra, sostuvo Castillo.

El proceso de contratación se llevó a cabo bajo estrictos estándares de calidad, con el objetivo de garantizar transparencia y así tener la garantía de que se cumplirá con este sueño, para que la población pueda disponer de un sistema de agua potable continuo, de calidad y cantidad adecuada para todos los beneficiarios.

Por ahora debemos realizar una planificación con técnicos de los municipios beneficiados para que no existan inconvenientes al momento de dar inicio a la construcción, acotó Vinicio González.

Al final se realizó un reconocimiento a la ex Gerente del Banco de Desarrollo, Verónica Gallardo, por el apoyo incondicional entregado a esta región del país.