Gobernadora de Imbabura responde por escándalo de libros vendidos para reciclaje y material educativ


La Gobernadora de Imbabura, Marisol Penafiel, explicó la situación de miles de libros escolares que nunca fueron entregados a las instituciones

educativas y que fueron vendidos para reciclaje.

La polémica se originó luego de que en redes sociales circularon imágenes de los libros botados en un terreno en el sector de Chorlavi, cuyo espacio pertenece a una empresa de reciclaje de papel.

El material educativo se habría vendido a 120 dólares y correspondía a los periodos lectivos, 2010, 2011, 2012, 2013 y 2014. La representante del ejecutivo en la provincia confirmó la acción la que calificó de inadecuada por lo que se dispuso la recuperación del material, para ser entregado a bibliotecas.

También anunció la apertura de una investigación para determinar al funcionario responsable de este acción así como las responsabilidades de los representantes de las Coordinación Zonal de Educación que no distribuyeron el material en los años previstos a las instituciones de la zona 1.

Pero no solamente generó preocupación la situación de los libros, también trascendió que hace dos años tanto los libros, como inmobiliario, equipos de computación y más material didáctico permanecía embodegado en el Coliseo de la Unidad Educativa Daniel Reyes de la parroquia de San Antonio de Ibarra.

Luego de la denuncia, el material fue retirado pero al parecer el equipamiento habría sido trasladado a otro coliseo de una parroquia de la provincia.