Luto en Imbabura, ha muerto don Mario Arias

A los 83 años de edad falleció Mario Arias Martínez. Gestor de la creación del recinto Las Golondrinas y del sueño de convertirlo en territorio imbabureño. La tristeza salió este miércoles 20 de junio desde Las Golondrinas y recorrió toda Imbabura, pues aunque muchos no conocen la historia de Mario Arias, las redes sociales fueron el mejor medio para que la noticia de su fallecimiento, y el legado que deja, se extienda por cada rincón imbabureño. Así es, don Mario Arias Martínez ha fallecido. A los 83 años de edad su luz se apagó en la tierra, pero ahora brilla en el cielo.

Pero ¿Quién fue don Mario? Su hijo, que lleva el mismo nombre, dice que hace 45 años pisó este territorio al que llamó Las Golondrinas. Era lógico que lo bautice así, porque estas aves rodeaban el entorno del lugar, ubicado a seis horas de Ibarra.

De la mano de doña Genoveva Guerrero, llegó a formar el recinto contra toda adversidad. Cero servicios básicos, pésimo acceso vial y ni hablar de la seguridad: un pueblo sin Dios ni ley. Sí, así empezó a formarse Las Golondrinas, en medio de la nada.

De contextura delgada, tez trigueña y ojos azules, era de esos hombres de carácter fuerte, pero de corazón apacible recuerda Mario Arias Guerrero de 43 años. Casi la mitad de su vida la dedicó a forjar el desarrollo de Las Golondrinas, en alguna ocasión, de esas tantas en las que levantó su voz para llamar la atención de las autoridades, dijo que “no descansaría en paz, hasta que Las Golondrinas sea de Imbabura”. Y lo consiguió, don Mario cerró sus ojos después de ver a su pueblo convertido en territorio imbabureño.

El 03 de abril del 2016, fue quizá uno de los días más felices de su vida como luchador popular. A las 18:30 el Consejo Nacional Electoral ya daba cuenta del resultado de la Consulta Popular, que tantas veces había pedido este hombre. A esa hora se decía que el 56.9% de los habitantes empadronados, habían decidido pertenecer a Imbabura, mientras que Esmeraldas solo captó el 40.7% de los votantes.

Esa noche don Mario, al primero que abrazó es a Pablo Jurado, prefecto de Imbabura. “Al fin, por historia y por ley ahora Las Golondrinas ya es de Imbabura”, gritó levantando las manos junto a la autoridad que había liderado la iniciativa con el apoyo de un grupo de pobladores. Todos quienes estaban en el puesto de campaña lo recuerdan. “Don Mario vio su sueño hecho realidad”, comenta Henry Cañar, habitante del lugar.

Este hecho histórico en la vida de Imbabura y en especial del pueblo de Las Golondrinas, llegó justo a tiempo, pues la salud de Don Mario ya empezaba a decaer. La alegría de su espíritu no lograba encandilar su rostro. La sonrisa del luchador se empezó a desdibujar. Los últimos dos años ya fueron de bajada para Don Mario. El tren de la vida solo le trajo hasta este miércoles 20 de junio del 2018.

A través de las redes sociales la noticia de su partida sacó más de un suspiro a quienes lo conocieron, y desprendió un comentario de los que recién se enteraron de su trayectoria. “Un aire de nostalgia recorre Imbabura, don Mario Arias ha fallecido. El hombre que fue un pilar para el progreso de Las Golondrinas ha muerto, deja un legado de trabajo y perseverancia. Mi solidaridad con su familia. Don Mario se va haciendo realidad su sueño: Las Golondrinas es territorio imbabureño”, posteó Pablo Jurado en su página de Facebook.

En el recinto hay luto. El centro poblado caracterizado por el bullicio y ajetreo comercial luce apagado. No falta quien deje escapar una lágrima. Sin embargo, las aves siguen llegando, una escena que cada atardecer, le recodará al pueblo, impulsor de la creación de este recinto.